Cooperación española / Cultura
IV Centenario Muerte Cervantes
Pablo Fidalgo

Pablo Fidalgo

España

Pablo Fidalgo Lareo (Vigo, 1984) ha escrito el libro La educación física (Pre-textos, 2010), elegido por El Cultural como uno de los cinco mejores libros de poesía publicados en 2010 en España. En 2012 gana el Premio Injuve de poesía por el libro La retirada. Ha publicado el libro de artista El tiempo de las tragedias absurdas (Fundación Cuña-Casasbellas, 2012). En 2013 publica Mis padres: Romeo y Julieta (Pre-textos). Sus textos para la escena están publicados en el volumen Autobiografía de mi generación (MARCO, Vigo, 2014).

Sus textos han sido recogidos en varias antologías, y han sido traducidos a distintas lenguas.

Ha creado las piezas escénicas O estado salvaxe. Espanha 1939 (2013), y Habrás de ir a la guerra que empieza hoy (2015). Participó en el proyecto PANOS (Culturgest, 2015) con la pieza Só ha uma vida e nela quero ter tempo para construir-me e destruir-me. Su trabajo ha sido presentado en países y festivales de todo el mundo.

En los últimos años colabora de forma habitual con Cláudia Dias y Ana Boralho & João Galante.

Ha comisariado ciclos de artes performativas para MARCO (Vigo) y Alhóndiga Bilbao. Es director artístico del Festival Escenas do Cambio, en Santiago de Compostela. Vive y trabaja en Lisboa.

El universo en torno a la obra

Los últimos días de escritura fueron en París, días de teatro, veíamos algunos días hasta tres piezas de teatro, dentro del Festival d’Automne. Una de ellas, en especial, Le sacre du printemps, de Romeo Castelluci, marcó la escritura de aquellos días y se refleja también en este poema:

Le sacre du printemps. París

Un día dijo Je m’apelle Romeo Castellucci
y se arrojó a los perros después de la separación.
Alguien le preguntó si creía en dios
y el respondió no tienes derecho a preguntarme eso.

Un día vio como hombres terribles
paraban su obra por ir contra la fe,
cuando ese era su único acto de fe.
El diálogo con dios de toda una vida
algunos lo juzgaron en un instante. Todo quedó manchado.
Un día vio morir a un hombre lanzado en una máquina.
Así fue para él el Inferno de Dante.

Hablemos de polvo de animales muertos
que es polvo de bailarines muertos
de todos los que han bailado la consagración de la primavera.
Yo no aplaudo jamás.
Dios es un amor a primera vista.

Hay dos formas de entrar en escena
y de construir una presencia.
Mirando a los ojos o sin mirar.
Los dos son un arte.
Castellucci miraba a los ojos a los perros.

¿Ese polvo no se posa en nuestra cara como un disfraz
como cuando éramos niños y alguien nos tocaba?
¿Ese polvo no busca a un hombre para decirle
te conozco desde que naciste?

Un hombre se deja arrancar la piel por los perros.
Un hombre conoce a una mujer pero le dice:
Antes de ti tengo que acabar
este diálogo a muerte con mi madre
¿podrás esperarme?

Madre, ¿quién me contagiará la rabia
cuando todos tus perros hayan muerto?